Raspberry Pi: Primer encendido

Con este post voy a inaugurar la sección de tutoriales sobre Raspberry Pi. Recientemente, gracias a un regalo, he adquirido uno de estos mini-ordenadores y he querido aprovechar la ocasión para ir dotando de contenido a esta nueva sección al tiempo que voy aprendiendo a trastear con ella. En este primer post vamos a encender por primera nuestra Raspberry Pi e instalar Raspbian en ella.

Raspberry Pi 2B

Raspberry Pi 2B

En mi caso, voy a usar una Raspberry Pi 2B como la de la imagen. Aunque en general vale cualquier modelo, con ciertas diferencias. Por ejemplo, los últimos modelos cuentan ya con con WiFi, por lo que en lo referente a la elección de Ethernet o antena WiFi que trataremos un poco más adelante en este tutorial, si cuentas con una Raspberry Pi 3 o posterior, puedes saltarte esa parte.

Tarjeta microSD 8GB clase 10

Tarjeta SD/microSD

Para el almacenamiento de datos tanto del sistema operativo como de fotos, documentos y demás archivos propios, usaremos una tarjeta microSD de mínimo 4GB y que se recomienda que sea de clase 4 o superior. En mi caso usaré una de 8GB de clase 10, para ir un poco más holgados. Más adelante podremos ampliar la capacidad de almacenamiento con algún disco duro externo o pendrive que conectemos a uno de los 4 puertos USB del que dispone nuestra Raspberry Pi 2B. En el caso de que tu Raspberry Pi tenga únicamente 2 puertos y se te quedaran escasos, puedes usar un hub USB para ampliar el número de puertos.

Cable HDMI

Cable HDMI

Para la conexión con la pantalla usaremos un cable HDMI, ya que es el puerto que la Raspberry Pi nos ofrece. Si no dispones de una pantalla con entrada HDMI puedes usar un adaptador para la entrada que tenga tu pantalla.

Cargador microUSB

Cargador microUSB

También necesitaremos alimentar de corriente a la Raspberry Pi para que pueda funcionar. Para ello usaremos cualquier cargador con salida microUSB como la de la mayoría de smartphones. Lo recomendable es que proporcione 5V de tensión y entre 900 y 1000 mA de intensidad para el modelo 2 y algo menos (aproximadamente 700mA) para el modelo anterior.

Cable Ethernet

Cable de conexión Ethernet

Es recomendable que la Raspberry Pi esté conectada a Internet para sacarle un mayor partido y, además, poder elegir el sistema operativo que le instalaremos. Sin embargo no es necesario para su funcionamiento. En mi caso voy a conectarla por Ethernet, ya que no dispongo de un adaptador WiFi por USB para conectarle. El cable Ethernet es como el de la siguiente imagen.

Teclado con touchpad integrado Rii

Teclado + ratón

Lo que sí que es necesario es un teclado y/o un ratón, aunque con un teclado nos basta. En mi caso voy a usar un teclado inalámbrico con ratón touchpad integrado como el de la siguiente imagen, pero puedes usar cualquier teclado y cualquier ratón por USB, ya sea inalámbrico o no.

Conexiones de la Raspberry Pi

Las conexiones son muy muy intuitivas:

  • Cable Ethernet: un extremo en el puerto Ethernet de la placa y el otro en el router WiFi.
  • Cable HDMI: un extremo en el puerto HDMI de la Raspberry Pi y el otro extremo en el puerto HDMI de la pantalla.
  • Teclado/ratón: en cualquiera de los USB de la Raspberry Pi.
  • Cargador microUSB: en el puerto microUSB de la Raspberry Pi (os sonará por ser idéntico al puerto donde enchufamos el cargador del móvil) y nos esperamos antes de conectarlo a la corriente.
Adaptador microSD a SD

Si tenéis dudas para conectar los cables, la regla es muy simple: "cada cable en el único puerto en el que encaje". La dificultad quizá puede estar en la tarjeta microSD. Hay modelos de Raspberry Pi que no tienen entrada para microSD, sino que lo que traen es un lector de SD. En ese caso podemos usar un adaptador de microSD a SD como el de la imagen o usar directamente una tarjeta SD, es cuestión de gustos, pero el proceso será el mismo.

Ranura para microSD en Raspberry Pi 2B

En la Raspberry Pi 2 B, que es la que estoy usando, la ranura para la tarjeta microSD se encuentra en el lado opuesto a los puertos USB y el puerto Ethernet, por la cara de abajo. Sin embargo, aún no debemos insertar la tarjeta, ya que antes debemos guardar en ella los archivos necesarios para el primer encendido de la RasPi y la instalación del sistema operativo.

Raspberry Pi con todos los cables necesarios conectados en sus puertos correspondientes, incluido el cable Ethernet

Si tenemos nuestra Raspberry Pi conectada a Internet mediante el cable Ethernet nos debe de quedar como la que se muestra en la imagen (la de la imagen está metida en una carcasa para mayor proyección), pero SIN LA CONEXIÓN DE CORRIENTE.

Raspberry Pi con todos los cables necesarios conectados en sus puertos correspondientes sin cable Ethernet

Si no, nuestra Raspberry debe de haber quedado de forma similar a la de la imagen pero, repito: SIN LA CONEXIÓN DE CORRIENTE.

Preparación de la tarjeta microSD para el sistema operativo

Vamos a proceder a guardar en la tarjeta microSD (o SD a secas, según el caso) los archivos para poder arrancar un sistema operativo en nuestra Raspberry Pi. En este tutorial vamos a instalar Raspbian, que podemos descargar de dos formas diferentes en la web oficial de Raspberry Pi. Las dos opciones de descarga que nos dan son las siguientes:

Descarga del sistema operativo

  • Raspbian

    Con esta opción podremos descargarnos únicamente los archivos necesarios para Raspbian, ofreciéndonos 3 versiones: la versión Jessie completa, la Jessie Lite y la Wheezy completa.

  • NOOBS

    Se trata de un sistema de instalación que nos facilitará, mediante menús gráficos y un navegador para consultas online, la instalación de cualquiera de los sistemas operativos que actualmente nos ofrece Raspberry. Nos da dos opciones para descargar NOOBS: la versión Lite y la versión normal. Con la instalación Lite necesitaremos de conexión a Internet para la instalación del sistema operativo, mientras que con la versión normal no es necesario, aunque también podríamos usar Internet durante la instalación para obtener otros sistemas operativos distintos a Raspbian.

Nosotros vamos a usar la versión de NOOBS normal, para que aquellos que estéis intentando esto sin conexión a Internet no tengáis ningún problema. La descargaremos de la página oficial en versión ZIP. La versión Lite pesa menos, por lo que se descargará antes y tardaremos menos en extraer los archivos del ZIP en la tarjeta microSD (o SD). Puesto que el proceso de instalación es el mismo para ambas, podéis descargaros la que prefiráis.

Formateo de la tarjeta microSD/SD

Mientras se descarga, iremos preparando la tarjeta para la instalación. En la página oficial de Raspberry Pi nos recomiendan que usemos SD Card Formatter 4, que podemos descargar desde su página oficial. Al acceder a la página puede que nos salga un aviso de conexión no privada. Esto lo solucionaremos dándole a "Opciones avanzadas" y en el texto que nos aparece abajo hacemos click en "Acceder a www.sdcard.org (sitio no seguro)".

Una vez en la web de SD Card Formatter 4 bajamos un poco y buscamos el botón azul que nos permite la descarga, en mi caso para Windows, con el texto "Download SD Formatter for Windows". Nos aparecerá el acuerdo de licencia de usuario y más abajo tres botones azules. Hacemos click en el de "Accept" y elegimos el directorio donde queremos que se nos descargue el software. Este programa sirve para dar formato a la tarjeta y dejarla lista para copiar los archivos de instalación. Una vez descargado accedemos al archivo comprimido y hacemos doble click en "setup.exe". Damos los permisos de administrador, si fuera necesario, y lo de siempre: next, next, install... hasta llegar a finish. Ya tenemos instalado SD Formatter.

Para poder usar la tarjeta, tanto microSD como SD, necesitaremos que nuestro ordenador disponga de alguna forma de leerla. En mi caso uso un adaptador microSD-USB o un adaptador microSD-SD, ya que mi ordenador dispone de lector SD. Si tu ordenador dispone únicamente de puertos USB puedes combinar un adaptador microSD-SD con otro adaptador SD-USB para poder acceder a ella o hacer como yo y usar un adaptador microSD-USB. Todo depende de lo que tengas a mano en este momento.

Una vez tenemos la tarjeta insertada de alguna forma en nuestro ordenador, iniciamos el SD Formatter desde el acceso directo que se nos ha creado en el escritorio y le damos los permisos de administrador si fuera necesario. En la pequeña ventana que se nos abre nos aseguramos de que el "Drive" elegido es el de nuestra tarjeta. Para saberlo miramos en nuestro equipo qué letra tiene asignada nuestra tarjeta (suelen ser F, G o H). Una vez seleccionada en el apartado "Drive" de la ventana del SD Formatter la letra asignada a nuestra tarjeta hacemos click en "Format" y aceptamos los avisos que nos aparecerán. Cuando termine el proceso de carga hacemos click en "Aceptar" y ya tenemos nuestra tarjeta lista.

En este tiempo debe haberse descargado ya el ZIP de NOOBS, por lo que ahora extraemos todos los archivos y carpetas que hay dentro del ZIP en la tarjeta microSD (o SD) tal cual ¡y ya tenemos la tarjeta lista y con los archivos necesarios para la instalación!

Instalación de Raspbian en Raspberry Pi

Una vez se han terminado de extraer todos los archivos y carpetas en la tarjeta, la extraemos de forma segura y la insertamos en la ranura de nuestra Raspberry Pi, que ya tenemos conectada a todos nuestros dispositivos necesarios excepto a la corriente. La importancia de no conectar la placa a la corriente todavía es porque no dispone de ningún botón o similar para encenderla o apagarla, sino que una vez que le das corriente se enciende y la única forma de apagarla es desconectándola de la corriente. Más adelante, en otro tutorial, veremos cómo dotar a nuestra Raspberry Pi de un botón para ello. Sin embargo, una vez tengamos instalado Raspbian, es importante salir correctamente del sistemas operativo antes de desconectarla de la corriente, pues puede darnos problemas en el futuro si no lo hacemos. Explicaremos más adelante cómo hacerlo.

Ya tenemos nuestra tarjeta lista, con todos los archivos necesarios, insertada en la Raspberry Pi y con todo correctamente conectado, es hora de darle corriente.

Logo de Raspberry Pi en la pantalla de carga durante el primer encendido de la Raspberry Pi

Al conectarla debemos ver en nuestra pantalla una imagen con muchos colores seguida del logo de Raspberry Pi. Algo parecido a la imagen de arriba.

Ventana de progreso de la carga de los diferentes sistemas operativos durante el primer encendido de la Raspberry Pi

Para posteriormente ver cómo se van cargando los sistemas operativos disponibles para Raspberry Pi, tal y como vemos en la imagen de arriba.

Pantalla con el menú de selección de sistema operativo durante el primer encendido de la Raspberry Pi con conexión a Internet

Si nuestra Raspberry Pi está conectada a Internet, ya se por Ethernet o WiFi, veremos una ventana en la que podemos seleccionar los sistemas operativos a instalar.

Pantalla con el menú de selección de sistema operativo durante el primer encendido de la Raspberry Pi sin conexión a Internet

Si, por el contrario, nuestra placa no está conectada a Internet, veremos una ventana parecida a la anterior pero sin la posibilidad de seleccionar ningún otro sistema operativo que no sea Raspbian.

Pantalla con el menú de selección de sistema operativo durante el primer encendido de la Raspberry Pi sin conexión a Internet

Sea cual sea vuestro caso el proceso de instalación va a ser el mismo, ya que vamos a instalar Raspbian. Para ello, si estamos usando únicamente un teclado seleccionamos mediante las flechas el sistema operativo "Raspbian" y pulsamos la tecla Enter para marcarla. Si estamos usando un ratón hacemos doble click sobre "Raspbian" para que se marque la casilla. Observamos que abajo nos indica el espacio que tenemos disponible en disco (nuestra tarjeta SD o microSD) y el espacio que necesitaremos para instalar el sistema (o los sistemas) seleccionado. Una vez hemos seleccionado el sistema Raspbian pulsamos la tecla i si usamos un teclado y hacemos click en "Install" si usamos un ratón. Nos saldrá un aviso informándonos de que se va a instalar el sistema operativo en la tarjeta, modificando los archivos que hay en ella y borrando cualquier otro sistema operativo que hubiera instalado. Ante esto pulsamos la tecla Enter y ¡ya está! ¡A esperar que termine de instalarse Raspbian en nuestra Raspberry Pi!

Arrancando Raspberry Pi por primera vez - Proceso de instalación de Raspbian

Una vez termine de instalarse nos saldrá un mensaje de confirmación de éxito.

Arrancando Raspberry Pi por primera vez - Raspbian instalado con éxito

 ¡Y ya tenemos instalado Raspbian en nuestra Raspberry Pi!

Configuración de Raspbian

Seguramente todo esté en inglés. Si queremos tenerlo en español debemos hacer click en Menu/Preferences/Raspberry Pi Configuration.

Accediendo al panel de configuración de Raspberry Pi en Raspbian

En la ventana que se nos abre hacemos click en la pestaña "Localisation".

Accediendo a la configuración de localización de Raspbian

Primero hacemos click en "Set Locale" para cambiar el idioma del texto seleccionando "es (Spanish)" en Language y "ES (Spain)" en Country, quedando como en la siguiente imagen.

Cambiando la configuración de localización de Raspbian

Después de darle a OK hacemos click en "Set Timezone" para poner en hora el reloj. Primero seleccionamos "Europe" en Area.

Configurando el área de localización de Raspbian

Y en Location seleccionamos "Madrid". Después aceptamos.

Configurando la ciudad de localización de Raspbian

Para terminar, vamos a poner el teclado con una distribución con la que estemos más adecuados. Lo haremos pulsando en "Set Keyboard".

Configurando la distribución del teclado.

En el listado "Country" seleccionamos "Spain" y en el listado "Variant" seleccionamos el que más nos convenga. En mi caso he seleccionado "Spanish (Winkeys)", ya que estoy acostumbrado a usar Windows. Hacemos click en OK en la ventana "Keyboard Layout" y aceptamos el aviso que nos indica que para que los cambios surtan efecto debemos reiniciar nuestra RasPi. Hacemos click en "Yes".

Reiniciando el sistema para aplicar los cambios

¡Y ya tenemos configurada nuestra RasPi con Raspbian!

Audio por HDMI en Raspberry Pi con Raspbian.

Si tenéis conectada vuestra RasPi a una televisión o algún tipo de pantalla por HDMI con salida de audio puede que os pase como a mí, que el audio no salga por los altavoces de la televisión. En ese caso, una vez se haya vuelto a encender nuestra RasPi y tengamos cargado el escritorio de Raspbian, accederemos al archivo de configuración del sistema operativo para modificar el valor por defecto de la salida de audio. Para ello abrimos un terminal haciendo click en el icono de un monitor en la barra de arriba.

Abriendo un terminal.

En el terminal escribimos:

sudo nano /boot/config.txt

Y pulsamos Enter para abrir el archivo "config.txt" que se encuentra en el directorio "boot".

Comando en terminal

Una vez abierto el archivo nos desplazamos hacia abajo con las flechas del teclado hasta llegar a la línea #hdmi_drive = 2 y borramos el símbolo de la almohadilla (#) para descomentar esa línea.

Fichero /boot/config.txt.
Configurando audio en fichero /boot/config.txt.

Para guardar el archivo dejamos pulsada la tecla CTRL y con ella pulsada pulsamos la tecla O, y pulsamos Enter. Con esto ya debería funcionar el audio perfectamente por el HDMI.

Guardando /boot/config.txt.

Apagar correctamente nuestra Raspberry Pi.

Como mencioné más arriba, no es conveniente cortar la corriente a la RasPi sin previamente haber cerrado Raspbian correctamente. Durante el cierre de Raspbian se ejecutan ciertos procesos que son críticos para el buen funcionamiento del sistema operativo en futuros usos. Puesto que la RasPi no cuenta con un botón para apagarla como los ordenadores a los que estamos acostumbrados, lo conveniente es hacer click en Menú/Shutdown y en la ventana que nos aparece seleccionar Shutdown y aceptar. Cuando veamos que la pantalla se queda totalmente en negro y que en la Raspberry solamente hay una luz roja encendida podremos desconectarla de la corriente.

Apagando la Raspberry Pi
Apagando la Raspberry Pi

El menú de la ventana emergente nos da tres opciones: shutdown, reboot y logout. La primera es la que usaremos para apagar la Raspberry correctamente; reboot la usaremos cuando queramos reiniciar nuestra Raspberry; y logout la usaremos si queremos cerrar sesión en Raspbian. Al cerrar sesión en Raspbian nos aparecerá una ventana como la de la siguiente imagen.

Cerrar sesión en Raspbian.

Para volver a iniciar sesión usaremos el nombre de usuario y la contraseña por defecto (a no ser que la hayamos cambiado en algún momento).

User: pi
Password: raspberry

¡Y nada más! Hasta aquí el tutorial de los primeros pasos con Raspberry Pi. Conforme vaya avanzando con este maravilloso mini-ordenador iré llenando esta sección con más tutoriales. Como siempre, cualquier sugerencia o consulta podéis hacérmela llegar enviando un correo electrónico a sugerencias@manusoft.es o dejando un comentario en la entrada.

¡Muchas gracias por visitar ManuSoft!

 

Publicado en Raspberry Pi y etiquetado , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *